miércoles, 26 de marzo de 2008

El Roble del Jardín

Habia una vez, en algun lugar que podria ser cualquier lugar, y en un tiempoque podria ser cualquier tiempo, un hermoso jardin, con unos manzanos,naranjos, perales, bellisimos rosales, todos ellos felices y satisfechos. Todo eraalegria en el jardin, excepto por un arbol profundamente triste. El pobre tenia unproblema: !No sabia quien era!.

“Lo que le falta es concentracion”, le decia el manzano. “Si realmente lointentas, podras tener sabrosisimas manzanas. Ve que facil es”.

“No lo escuches”, exigia el rosal. “Es mas sencillo tener rosas, y !ve que bellas son!”. Y el arbol desesperado, intentaba todo lo que le sugerian, y como no lograba ser como los demas, se sentia cada vez mas frustrado.

Un dia llego al jardin el buho, la mas sabia de las aves, y al ver la desesperacion del arbol, exclamo: “No te preocupes. Tu problema no es tan grave. !Es el mismo de muchisimos seres sobre la tierra!. Yo te dare la solucion: “No dediques tu vida a ser lo que los demas quieran que seas. Se tu mismo. Conocete, y para lograrlo, escucha tu voz interior”. Y dicho esto, el buhodesaparecio.

.Mi voz interior?. .Ser yo mismo?. .Conocerme?”. Se preguntaba el arbol desesperado, cuando de pronto comprendio. Cerrando los oidos, abrio el corazon, y por fin pudo escuchar su voz interior diciendole: “Tu jamas daras manzanas porque no eres un manzano, ni floreceras cada primavera porque no eres un rosal. Eres un roble, y tu destino es crecer grande y majestuoso. !Estas aquipara dar cobijo a las aves, sombra a los viajeros, belleza al paisaje!. !Tienes una mision!. !Cumplela!”. Y el arbol se sintio fuerte y seguro de si mismo y se dispuso a ser todo aquello para lo cual estaba destinado. Asi pronto lleno su espacio y fue admirado y respetado por todos. Y solo entonces el jardin fue completamente feliz.

Yo me pregunto al ver a mi alrededor: “.Cuantos seran robles que no se permiten a si mismos crecer?. .Cuantos son rosales que, por miedo al reto, solo dan espinas?. .Cuantos naranjos hay que no saben florecer?”. En la vida todos tenemos un destino que cumplir, un espacio que llenar. No permitamos que nada ni nadie nos impida conocer y compartir la maravillosa esencia de nuestro ser.
Extracto del libro "El camino más fácil" de Mabel Kats

No hay comentarios: